Sensor enterrado de radiofrecuencia RFC

Detección perimetral invisible

Image descriptionSensor RFC Plus

Discreto, oculto, alta fiabiliad

RFC_Plus® es un sensor de detección de intrusión perimetral oculto que genera un campo electromagnético invisible alrededor de unos cables sensores enterrados. Si un intruso atraviesa el campo, se generará una alarma. La naturaleza oculta del sensor es ideal para sitios que exigen un alto nivel de seguridad o si el sitio debe de conservar una apariencia intacta. Es ideal para proteger perímetros desde unos pocos metros hasta decenas de kilómetros. RFC_Plus® utiliza un campo volumétrico uniforme para detectar objetivos en movimiento, basado en su conductividad eléctrica, tamaño y movimiento. Si un objetivo no posee las características mínimas de la alarma, no será detectado. Una persona o un vehículo que atraviesa el campo será detectado, pero pequeños animales y pájaros serán ignorados.

Las falsas alarmas ambientales comunes producidas por hojas, lluvia, nieve y arena en el aire serán filtradas por los algoritmos avanzados de RFC_Plus®. Este tratamiento de señal inteligente le da a RFC_Plus® una alta probabilidad de detección (Pd) y un bajo porcentaje de falsas alarmas / alarmas no deseadas (FAR / NAR).

RFC_Plus® usa cables sensores coaxiales (“semiapantallados”) para crear un campo de detección electromagnético invisible. El apantallamiento parcial del conductor externo de transmisión del cable permite que la energía electromagnética escape y sea detectada por un cable receptor paralelo. Los cable RFC puede ser enterrados en cualquier tipo de superficie, incluyendo tierra, arena, arcilla, hormigón o asfalto para formar un campo de detección volumétrico oculto que sigue la topografía del terreno. Si el hormigón debe de ser armado o reforzado, contacte con Sicuralia para obtener más detalles.

Los cables se ubican en el centro de un area de 5 m que se encuentre exento de objetos metálicos. Por lo menos, 3 m lejos de objetos metálicos grandes como vallados metálicos. Ellargo de cada zona puede variar desde 10 m hasta 150 m y se personaliza para atender los requerimientos del lugar. El campo de detección resultante tiene típicamente 1 m de altura y 2 m de ancho.

El tamaño efectivo del campo depende de la profundidad a la cual se ha enterrado el cable, el medio en que el cable está enterrado y los límites elegidos. Para hacer las conexiones necesarias a el módulo analizador RFC_Plus®, se utiliza un cable de entrada no-sensor que es parte integral del cable sensor.

La Probabilidad de Detección (Pd) para intrusos con peso superior a 32 Kg. es superior al 99% con un nivel de confianza estadística del 95%, mientras los intrusos con peso menor a 10 Kg.serán rechazados. La detección es hecha para velocidades de intrusión que varían de 2,5 cm./s hasta 15 m/s.

RFC_Plus® se calibra facilmente y se configura usando el software MPX2000, con una interfaz de comunicación estándar RS-232 o USB y RS-485 de GPS.

RFC_Plus® es compatible con la red multiplexada COM115 y el software de programación gráfica MPX2000 y puede ser integrado a través de redes de fibra óptica, cobre o TCP-IP

Qué le hace diferente:

  • No altera la estética del área protegida consiguiendo una completa mimetización con el entorno: total invisibilidad.
  • Sensible en cualquier tipo de terreno (asfalto, cemento*, empedrado, tierra, etc), por lo que es posible cerrar el anillo perimetral con una sola tecnología.
  • Huellas digitales de diferentes tipos de intrusos que se adaptan a cada instalación.
  • Identificación de intrusión tipo andado, arrastrado y salto.
  • Alta inmunidad a falsas alarmas.
  • Funcionamiento en tierra, asfalto o cemento*.
  • Oculto, no visible desde el exterior.
  • Amplia zona de detección.
  • Ajustable desde centro de control.
  • Mantenimiento reducido.

Sensor GPS Plus

Más información....